sábado, 29 de noviembre de 2008

EDUCACION PARA LA CIUDADANÍA

Después de muchos vueltas, los cerebros del Ministerio de Educación han parido la parida de la asignatura de EpC, con el fin de educar a nuestros jóvenes sin tener en cuenta que la educación de los chicos es obligación y derecho de los padres. Yo pregunto ¿No sería mejor que se ocuparan de proteger y aumentar la autoridad de los profesores?

La asignatura Educación para la Ciudadanía, ha sido y, sigue siendo muy polémica, el Gobierno se empeña en implantarla y, son muchos los padres que se oponen a ella alegando que son ellos los que tienen el deber y el derecho de educar a sus hijos, y no el Estado. Yo pienso que los padres llevan razón, y además es nuestra Constitución quien les torga esa facultad, ya que en su artículo 27 en el punto 3 dice: Los poderes públicos garantizan el derecho que asiste a los padres para que sus hijos reciban la formación religiosa y moral que esté de acuerdo con sus propias convicciones.
Con la esperanza de colaborar a resolver esta polémica, escribo esta anécdota que cuento tal y como me la contaron.

Un profesor de un colegio público del sur de Madrid, estaba muy sorprendido por que el mejor alumno que tenía era un gitanillo, el chico era muy puntual, nunca llegaba tarde, sacaba muy buenas notas, las mejores de la clase, era respetuoso, no solo con él, sino también con sus compañeros, la ropa que vestía estaba claro que no la habían comprado para él, pero iba limpio muy aseado, tal era a si que el profesor quiso conocer a sus padres y, a través del chico concertó una cita con ellos, un sábado por la mañana fue a la chabola donde vivían, fue muy bien recibido, la madre preparó un café de puchero que el profesor aseguró estar muy bueno, cuando les felicitó por el hijo que tenían y les pidió la receta el padre le explicó .

"Mire usted en esta casa solo hay tres normas, solo tres.

Primera norma.- Padre es padre y madre es madre.

Segunda norma.- Lo que madre pone en el plato, eso se come

Tercera norma.- tempranito en la cama."

Hasta aquí la anécdota, a si me la contaron y a si la cuento yo. A mi, me parece que estas tres normas son el compendio de una muy buena asignatura de EpC, ya que no se puede decir que sea cosas de curas. Sería bueno que el señor ZP y su ministra del ramo, tomaran nota, y entiendan que ellos tienen la obligación de proporcionar los medios para que nuestros jóvenes reciban una buena instrucción, pero la educación es obligación de los padres a quienes les asiste todo el derecho, solo cuando los padres no cumplan con ese derecho el Estado debe de intervenir.

10 comentarios:

Caperucita dijo...

Más valía que dedicaran su tiempo a lo que realmente es competencia de ellos y dejen de meterse en nuestras vidas personales.

Qué persigan a los que tienen que perseguir y que no salgan impunes, que reformen todas esas leyes que tanto hacen falta que reformen para que los mal nacidos no tengan más derechos que el resto y que dejen de embolsarse a manos llenas el dinero de todos.

Te deseo un buen fin de semana.

Besos.

Alatriste dijo...

En este tema estoy muy sensibilizado. Mi madre es maestra y no veas las barbaridades que tiene que soportar. Ha perdido toda la ilusión por la educación y está al borde de la depresión.
Es indigante la indefensión con la que el gobierno ha obsequiado al profesorado y los niños campan a sus anchas, sin ningún respeto y sin ningún control. La disciplina ha desaparecido de las aulas y no sé si volverá.
Las cosas están muy mal como te cuento y mientras, los que mandan y algunos padres, se preocupan de crucifijos en las paredes o de asignaturas absurdas. Mientras los niños nada saben de historia, geografía, literatura, etc, etc.
En fin un desastre. Con este tema me enciendo. Perdón. Odio a los politícos con toda mi alma. Nos llevan a la ruina.
Te escribí ayer un correo, por la petición que me hiciste en mi desván. Espero que lo leyeras y ya me contarás. Un abrazo.

Ricardo Tribin dijo...

Mi estimado Juan.

Te sobraste con tu post.

La historia del alumno y la reflexion que de ella se desprende es muy...muy....buena.

Te dejo un gran abrazo

Güisy Pérez-Cuadrado Señoráns dijo...

Juan, hola. Tus comentarios siempre proceden y los leo con atención porque sé que tu experiencia tiene que proceder de manera más acertada que la mía, así que entiendo tus razonamientos, son exactos. Otro amigo hoy me decía que el Amor es una obsesión y obsesionarse no es bueno. Yo personalmente sé que es por mi experiencia vivida, que la búsqueda es tan reiterada por conseguir que en esta única vida que viviré me sienta amada, pero voy entendiendo que parece ser que no me toca el vivir de esta manera, querida!. Ser madre es difícil porque como tú me dices has de tener una entereza de cara a ellos, aunque tus problemas y tu moral no estén muy elevados. Difíciles misiones las de la vida, y más sola. Pero seré fuerte! He salido de algo peor, irá mermándose la esperanza de las cosas inalcanzables y viviré en el mundo real con mis realidades, aceptándolas y así consiguiendo de ese modo ser más feliz.
Un beso enorme y gracias por compartir conmigo: tu tiempo, tus conocimientos, tus consejos...
También deseo que toda tu familia tengais mucho amor y esteis muy unidos.
Un gran gran abrazo, a mi amigo Juan.
Mua!

My dijo...

Querido Juan, gracias por venir a verme.
Espero que ya te encuentres recuperado.
Tu última entrada es acertadísima.. podrían dedicar su tiempo en resolver otras cosas, la educación.. es una cosa de familia y no de colegios al menos no como una asignatura, se debe aprender del dia a dia en la escuela, el respeto por los maestros, el compañerismo, el trabajo en equipo, el privilegio de poder recibir una enseñanza como a las que estamos acostumbrados.

eso sería una buena base de educación, valorar las oprtunidades que nos ofrece la vida y respetar a las personas.. pero si ni esto se consigue con unos niños de escuela.. no se que pretenden con esa asignatura.

en fin.
mas cosas absurdas para apuntar a la lista de barbaridades del gobierno.

te dejo un caluroso abrazo para ti y para tu mujer.

gracias por dedicarme ese ratito para la lectura de mis poemas.. aunque son solo sentimientos.. ya lo sabes..

un abrazo abuelito Juan.

Alatriste dijo...

¡Hola abuelo!, muchas gracias por los consejos. De corazón te lo digo. Me hiciste sentir genial. Bueno, eso siempre lo consigues, pues tus palabras son muy sensatas y me ayudan mucho. Espero con ganas cualquier anécdota tuya y espero que te gustara mi regalo y la dedicatoria. Un abrazo enorme y cuídate mucho.

Mª Ángeles Cantalapiedra dijo...

Buenos días Juanillo.
Estupendo artículo, me voy encantada a currar.
Un besazo enorme

Nuria dijo...

Se inventan una asignatura que luego cada cual imparte a su manera, sin tener claro el fin que se persigue. A uno de mis alumnos le pregunté qué hacían en la clase de EPC y me contestó que perder el tiempo.

Beatrizl10 dijo...

¡Señor, cuánta razón tiene usted!
Es muy triste ver el ambiénte que se respira hoy en día en las escuelas, de falta de valores, (entre ellos el respeto), de excased de ilusiones, de ausencia de ganas de aprender... Y ¿de quién es la culpa? Creo que la mayor parte de las veces la pelota va de un campo a otro. Lo que yo pienso es que todos, padres, profesores, sociedad, etc, deberíamos trabajar por el bien común, que en este caso son los niños.
Y como bien dice usted, la educación comienza en casa...
Un saludo.

Gise =) dijo...

yo creo que el gobierno mas que generalizar normas deberia generalizar controles, es sabido que son muchos los docentes que saben que calidad de vida llevan sus alumnos, eso deberian los directores de los colegios poder hacerlo saber a las autoridades y estas actuar, lamentablemente hay muchos chicos que no tienen normas en su casa y si se les enseñara religion en el colegio pasarian de las clases...
La educacion empieza en casa y cuando no la hay alli en el colegio por mucha religion que se enseñe no ayuda de nada...
Como siempre muy interesante lo que nos planteas Juan!!!!
Besitos!!!!